Blog #75: Finanzas en Tiempos de Crisis

Primero es momento de hacer un chequeo de la realidad.

Sé que hay personas que llevan muy bien organizadas sus finanzas, y que no usan las deudas como recurso para obtener lo quieren, y que practican el ahorro. Pero ojalá este fuese el caso de la gran mayoría, solo es el 5% de la población mundial que tiene buenos hábitos financieros, el otro 95% se encuentra en una situación muy pero muy difícil hoy, y hablo de las personas estudiadas, educadas, que han tenido todos los recursos y oportunidades disponibles, que siempre han tenido ingresos, negocios estables, trabajos estables, pero no supieron administrar su dinero.

Si tienes deudas que tienen más de 30 o 60 días de atraso, no es culpa del COVID-19, ni de la situación actual, ¿recuerdas que finanzas personales es 20% de conocimiento y 80% comportamiento? O sea que el problema tiene que ver contigo, la persona que miras cuando vez el espejo.

Digo esto no para hacerte sentir mal, es para que veas la realidad de la situación, reflexiones en los errores, y las decisiones que te han traído a tu situación económica hoy, y no vuelvas a cometer esos mismos errores, dice la palabra de Dios, que su pueblo parecerá por falta de conocimiento.

Quiere decir que lo que nos hace falta es conocimiento, tener conciencia de qué tenemos que corregir y afrontar los miedos y la vergüenza que podamos sentir, solo así es que podremos sobrepasar esa barrera y tomar acciones que nos llevarán a donde queremos estar.

Una revisión de tus hábitos financieros hoy:

  • ¿Tienes arrastres de problemas financieros? ¿Hace cuánto tiempo?
  • ¿Eres de los que vive día de pago a día de pago?
  • ¿Tienes ahorros? ¿Cuántos meses de gastos fijos mensuales representan esos ahorros? (si estás casado (a) tomar en consideración lo de ambos)
  • ¿Dependes de tus tarjetas de crédito para cubrir tus gastos normalmente o para comprar lo que deseas?
  • ¿Cuánto es tu deuda total? (si estás casado (a) tomar en consideración lo de ambos)
  • Sabes cuánto gastas al mes, ¿Gastas más de lo que ganas? (si estás casado (a) tomar en consideración lo de ambos)

Si las respuestas a estas preguntas, te hacen doler un poco el estómago, no importa, ¡Es normal! Todos hemos cometido errores en nuestra vida y más aún con el dinero, lo importante es aprender de ellos y no volvernos a cometer. Pero lo que si te digo es que

no le puedes echar la culpa al COVID-19 por tu situación actual.

En tus Finanzas Personales

Enfócate en lo que puedes controlar, y tú puedes controlar como administras tu dinero en tiempo de crisis y no crisis. Dicho esto, quiero que, si estás leyendo esto, hoy te sientes a poner por escrito tu presupuesto. En un lado colocas tus ingresos (incluir total ingreso neto familiar) y por otro todos los ingresos de la familia, una lista de gastos.

Tomando en consideración estos 6 pilares en tu presupuesto en estos momentos. Todos los puntos a tratar se basan en que en tiempo de crisis hay que ahorrar en lo que se pueda.

Los 6 pilares a considerar en tu presupuesto en tiempo de crisis en este orden:

#1. Comida. Debes asegurarte de que tu familia tenga que comer. Ojo, dentro del presupuesto, si dentro de tu dieta comías salmón y mariscos, es momento de comer frijoles como proteína de ser necesario, ¿me siguen? Ahorren lo más que puedan, todo es válido.

#2. Servicios básicos. Agua, electricidad, internet.

#3. Donde vives. Pagar la hipoteca o renta. Sé que, en muchos países de Latinoamérica, están dando una moratoria, ahora bien, una moratoria es una extensión del pago de hipoteca, esto igual lo tendrás que pagar luego, así que como siempre prevé, si no lo tienes que pagar, ahorra el dinero para cuando ya necesites empezar a pagar. No es para gastártelo en otras cosas.

#4. Transporte. aquí entra la cuota del auto, gasolina, transporte público. Igual aplica lo que menciono arriba con respecto a las moratorias, pero si en un hogar hay varios autos, y no alcanzan los ingresos o no hay presupuesto para todos, es mejor venderlos y dependiendo si tienen deuda o no, o cancelas la deuda, o si no tienen deuda, incluyes el dinero dentro de tu fondo de emergencias.

#5. Las deudas. Siempre y cuando estas otras deudas, no tengan como garantía (que es lo peor que alguien puede hacer) su casa donde viven, o casa de algún familiar, todas las demás deudas, pueden esperar que las cosas se normalicen.

Si tienes los ingresos para seguir pagando los pagos mínimos y no tienes moratoria sigue pagando tus deudas.

Si tienes moratoria, déjalo en una cuenta de ahorro para pagar las deudas cuando se termine la moratoria o úsale en caso de total emergencia.

Las deudas o compromisos que no tengas con entidades bancarias, como compras que hayas realizado a crédito, si puedes pagarlas págalas, ya que esas personas dependen de esos ingresos para poder sostener a sus familias.

#6. Inversiones. Si tu ingreso se ha visto afectado por la crisis y no puedes cubrir en tu presupuesto los puntos del 1 al 5, entonces es momento de pausar tus inversiones. No saques dinero de tus cuentas de pensión de retiro o de tus inversiones, déjalas allí.

Otros tips para asegurar y trabajar en tu presupuesto:

  • Hacerlo a penas recibes tus ingresos, de manera que haces un plan para tu dinero y le das propósito a cada centavo. ¡Todo por escrito!
  • Lleva un registro de tus gastos, para monitorear tu presupuesto de manera semanal, así le vamos tomando el pulso más de cerca al presupuesto que hicimos.
  • Date gracia, si esto es nuevo para ti, el presupuesto no te saldrá perfecto la primera vez, posiblemente tendrás que hacer ajustes lo importante es que tengas el control de lo que estás gastando.

En las Finanzas de tu negocio

Es el momento indicado para reinventarse, para capacitarse, para mejorar y corregir. Si llevar las finanzas en orden en tu negocio no era prioridad, estoy segura que hoy estás pasando por momentos duros.

#1. Lleva un control de todo a través de un presupuesto escrito. Recuerda que el punto de partida para unas finanzas sanas es tener un presupuesto, dicho en otras palabras, podrás visualizar cuáles son tus ingresos, cuáles son tus costos fijos, cuanto representa cada uno de ellos, y cuál es la diferencia entre los ingreso y egresos. De esta manera podrás saber cuánto dinero deberás destinar quincenal, mensual o semestralmente para cada uno de esos rubros.

#2. Lleva un registro de los ingresos y egresos de tu negocio. Registrar todo en el flujo de caja y hacer los cierres de mes dentro de los 5 primeros días del mes corriente. O sea que, si estamos en abril, entre el 1ero y el 5 de abril debemos tener listo nuestro cierre de marzo.

#3. Cobra las cuentas por cobrar pendientes, puedes también activar descuentos de pronto pago o pagos en contado.

#4. Anticípate a diversos escenarios y arma planes de acción para cada uno. Ten en cuenta un escenario negativo, otro conservador donde contemples posibles pérdidas, y otra proyección que contemples un tiempo de recuperación.

#5. No te endeudes más. Si normalmente te digo que no te endeudes para nada en tu negocio. ¡Ahora menos! Solo añadirá más riesgo, más estrés, más carga emocional y económica a tu situación. Por ejemplo, conversé hace unos días con una emprendedora que vive en Estados Unidos dueña de una Boutique, me decía que se sentía desesperada porque invirtió grandes cantidades de dinero en mercancía en medio de la pandemia, y que la compra la había realizado con sus tarjetas de crédito (quedaron al tope). Imaginen el estrés que debe sentir, no solo porque ahora tiene dinero ligado a una mercancía que no podrá vender en esta situación, sino que adicional adquirió una gran deuda, que no podrá pagar si no tiene ingresos.

#6. Inversiones. no inviertas en cosas que no sabes si tendrán retorno de inmediato. No hablo de tus gastos fijos, hablo de ideas nuevas que se te puedan ocurrir para generar ingresos, o en inventario que no podrás vender dentro los próximos días, Si tu negocio es el tipo de negocio que sí es necesario y tienes muy bajo riesgo en medio de la crisis actual, ojo que esta inversión sea hecha con capital propio, no con créditos ni préstamos. Aquí aplica el mismo ejemplo del punto 5.

#7. ¿Tienes un fondo de emergencia? si contabas con un fondo de emergencia en tu negocio, utiliza el dinero sabiamente.

#8. Es momento de reinventarse y de salir de la zona de confort, momento de poner las cosas en orden, piensa que puedes hacer que otros estén necesitando en estos momentos. ¿Qué puedes hacer diferente y qué problema solucionas?

#9. Digitaliza y automatiza tu negocio. Tu presencia en el mundo online, será clave para la permanencia de tu negocio, y que tus clientes actuales te mantengan presente.

En los momentos de crisis, sólo la imaginación es más importante que el conocimiento. -Albert Einstein-

Parte de mantener el negocio andando dentro de las condiciones que lo permita tu situación en estos momentos, tus clientes necesitan sentir la confianza de que aún podrás seguir solucionándoles sus problemas, que podrás seguir ayudándolos, y que a pesar de todo pueden seguir contando contigo.

Entiendo perfectamente lo que estás pasando, la incertidumbre y ansiedad que debes sentir de no saber que pasará, ni cuándo terminará todo esto, y es que no tenemos todas las respuestas que quisiéramos, pero quiero decirte que esto pasará, y la gente, tus clientes, van a seguir necesitándote, van a seguir necesitando tus servicios, tus productos, vas a estar bien, vamos a salir de esta juntos.

Espero que estos tips, consejos y recomendaciones te ayuden en estos momentos de crisis, quiero decirte que ¡tú puedes! Que ¡tienes lo que se necesita para salir victorioso de esto! Hoy por hoy lo más importante es la salud, sin salud nada podemos hacer, así que, a cuidarnos, a ser precavidos, y a usar en sentido común para tomar las decisiones.

Podemos escoger ser de aliento a alguien que lo necesita, podemos ser de esperanza para alguien que se siente que lo está perdiendo todo, podemos ser luz en la oscuridad, al final del día es nuestro llamado como cristianos, los que lo somos, y cierro con esto, toma este tiempo para construir y trabajar en tu fe, Dios es Dios en los momentos buenos y Dios es Dios en los momentos malos, él tiene el control de todo.

#quedateencasa cuidándote a ti mismo, cuidas a los demás. Así que si no es necesario salir de casa no lo hagas.

Si te gusto el Blog de hoy, te invito a compartirlo en tus redes sociales, con tus amigos o familiares emprendedores, estoy segura de que también se podrían beneficiar de alguna de estas ideas.

¿Te gustaría tomar un curso online que te dé los paso a paso y las herramientas para poner tu economía en orden para siempre?

Ingresa a Emprender para Ganar Academy hoy, para ver todos los detalles haz clic aquí: ¡Me interesa ver el curso!

Hasta la próxima,

Sophia

Coach Financiera para Emprendedores


Deja una respuesta

Your email address will not be published. Required fields are marked *

Pin It on Pinterest

Share This